Go to Top

¿Puede Bitcoin reemplazar el sistema monetario tal como lo conocemos?

Bitcoin

A finales de 2008 llegó al mundo un sistema de pago electrónico llamado Bitcoin. Su creador fue un programador (o grupo de programadores) no identificado que se hacía llamar Satoshi Nakamoto. El principal objetivo de Bitcoin era posibilitar el tránsito seguro de esta criptomoneda sin utilizar un banco central ni terceras partes.

Cadena de bloques

La tecnología detrás de Bitcoin recibe el nombre de cadena de bloques: una base de datos distribuida que mantiene una lista de registros ordenados, en crecimiento continuo, llamados bloques. Las cadenas de bloques se almacenan en una red descentralizada distribuida de ordenadores personales (nodos), lo cual genera varios beneficios:

  • Transparencia
  • Ausencia de puntos únicos de fallo
  • Dificultad de hackeo o corrupción
  • Imposibilidad de control por parte de una sola persona, entidad o compañía

Debido al creciente éxito de Bitcoin en los últimos años, una gran variedad de entidades gubernamentales, corporaciones y sectores se encuentra investigando y evaluando la tecnología de cadena de bloques para mejorar su eficacia y seguridad.

Qué preocupaciones suscita la cadena de bloques

La Cámara de Comercio Digital y el Departamento de Salud y Servicios Sociales de Estados unidos presentaron conjuntamente un codeatón de cadenas de bloques orientado a las sugerencias del público sobre el uso de dichas cadenas para abordar los desafíos que presenta la gestión de expedientes médicos electrónicos, como pueden ser:

  • Privacidad
  • Seguridad
  • Escalabilidad

Se trata del primer hackatón de cadenas de bloques presentado por una entidad gubernamental. El año pasado, el Servicio Postal de Estados Unidos llevó a cabo un estudio para comprender mejor la tecnología e identificar posibles áreas de interés.

A principios de 2017, McKinsey & Company, una empresa de consultoría internacional para gobiernos y ONG, emitió un informe sobre la tecnología de cadena de bloques.

Tras encuestar a más de 200 compañías, se descubrió que, de al menos 80 prometedoras oportunidades de aplicación de la tecnología de cadena de bloques sin Bitcoin, aproximadamente un cuarto existe dentro del sector de seguros, seguido del sector de pagos (13 %).

En general, se comprobó que el sector financiero constituye hasta el 50 % del total. La tecnología de cadena de bloques tiene el potencial de afectar a este sector eliminando intermediarios y aumentado la eficacia en diversas partes de la cadena de valores, como los pagos, la fijación de precios, las transferencias, los contratos inteligentes, las usurpaciones de identidad y las inversiones.

El futuro de la cadena de bloques

Si miramos hacia el futuro, los expertos e investigadores predicen que la cadena de bloques nos permitirá dirigir las compañías solamente mediante algoritmos, inteligencia artificial mejorada y dispositivos IoT de seguimiento y gestión.

En esencia, la cadena de bloques es un libro de contabilidad de intercambios de datos encriptados entre dicho libro y otros dispositivos, servicios web y usuarios humanos, por lo que también puede proporcionar un modo de realizar el seguimiento del historial único de tu dispositivo personal.

Imagina tener electrodomésticos inteligentes que se comuniquen entre ellos para establecer sus horas de funcionamiento más oportunas, minimicen los costes eléctricos y se conserven en buen estado.

Las posibles aplicaciones y beneficios de la cadena de bloques parecen ser ilimitados, pero, como cualquier tecnología, presenta desventajas y cuestiones que deben ser respondidas.

Limitaciones de la cadena de bloques

Una desventaja principal es que su ejecución requiere un suministro constante de energía por parte de varias fuentes. Un artículo reveló, por ejemplo, que cada transacción Bitcoin necesita la energía equivalente a la electricidad consumida en 1,57 hogares estadounidenses en un día. Las dudas sobre cómo regular y adoptar políticas de cadena de bloques todavía persisten, ya que Bitcoin es un sistema sin precedentes y la creación y regulación de las divisas modernas siempre ha correspondido a los gobiernos. Parece, no obstante, que la cadena de bloques va camino de convertirse en una de las tecnologías más potentes e innovadoras hasta la fecha, al haber alterado los sectores y aportado eficacia, transparencia y seguridad a los procesos.

, , , , , , , , ,